jueves, 17 de junio de 2010

Bombones rellenos de crema

"(...)Desde que vio por primera vez a Álvaro cada vez que escuchaba el "Soave si al vento" de Cosi Fantute de Mozart, no podía remediar invertir esos cuatro minutos en paladear como si chupara una piruleta la intimidad imaginaria de él. Lo hacía ensimismada con la certeza de que no podía pensarse en otra cosa mejor escuchando esa música. Llegó a alcanzar tal perfección en sus delirios que aprendió a saborear bombones rellenos en esos momentos, de tal manera que al final de la pieza y coincidiendo con el clímax que habría alcanzado él, ella hacía reventar en su boca el jugo cremoso del bombón."

Fragmento de "Llámame Blanca"

12 comentarios:

Jesús Cotta Lobato dijo...

Jo, qué momento erótico tan delicioso. Y qué coincidencia haber hablado los dos del mismo asunto, aunque tú has sido más elevada.

Blimunda dijo...

Jesús, no ha sido coincidencia, Yo tenía otra cosa para hoy pero al leer tu entrada he pensado que la mejor pronunciación era este fragmento.
Salud y un abrazo.

Siete Soles dijo...

Esto me ha sabido a gloria.
Me impacta cada vez más tu forma de llegar al "climas" de lo que piensas y sientes, con esa forma tan acertada y "fácil" de ser entendida.
Me gusta el haber me sentido bombo, alguna que otra vez.

Tournesol dijo...

No si cuando dicen que el chocalate es afrodisico......

chica qué concupiscencia, la de tus palabras y al mismo tiempo qué delicadeza.

¡Así es Blimunda!

Blimunda dijo...

Siete Soles qué te voy a decir a tí, mejor luego te lo cuento...

Blimunda dijo...

Tournesol el chocolate...la de cosas que se pueden hacer con el chocolate. Esta es una de ellas, en fin, si sabes alguna otra modalidad no dudes en contármela.
Gracias por tu palabras mariposa.

Tournesol dijo...

y digo yo...Querida socia, qué te parece si en nuestro negocio, cuando lo tengamos, pusieramos de estos bombones rellenos.
Eso si con forma de flor, por supuesto.
¡Noa vamos a forrar!.

Blimunda dijo...

Tournesol nunca pensé que fueras capaz de airear publicamente tales elucubraciones mercantiles de las que hablamos cuando se nos sube el té a la cabeza. Que valor tienes...Pero los bombones que no falten, por todos lados los vamos a poner.

Clochard dijo...

Bombones rellenos de crema, menuda manera de hacernos la boca agua, menuda locura tan sensata esa que se suelta la melena con el kamasutra y el sumakatra. Que delicia de licor de amor con sabor a chocolate, que dulce amargor, que belleza de combate. Que delicadeza de besos de tornillo, que farolillo rojo para de ese sueño despertarse, que desayuno de limonadas con tomillo y tostadas de aguacate.

Besos, prosas y versos.

Blimunda dijo...

Clochard, el mérito es más de Mozart que mío, la verdad. Yo sólo he seguido el rastro de mi imaginación escuchándolo, deleitándome en los colores y las formas y las emociones que me suscita.
Besos ilustrado, besos y versos.

Manolo dijo...

Perdón por ser plasta señalando el lapsus mecanographicus en estos trances: reventar en vez de "rebentar".

Blimunda dijo...

Manolo, gracias, el lapsus ha sido corregido pero creo que no le había afectado mucho a la cuestión del bombón en sí. Salud!!!

 
Licencia de Creative Commons
Escrito en el agua by Marisa T. Gracia is licensed under a Creative Commons Attribution-NonCommercial-NoDerivs 3.0 Unported License