jueves, 19 de mayo de 2011

Vosotros

Antes tenía la sensación de que lo que escribía estaba hecho de una especie de materia soluble que nada más llegar al papel se diluía, se evaporaba, desaparecía. Desde esa emoción dí nombre a mi blog escogiendo el título de una de las prosas poéticas de Cernuda.
Pero con la experiencia de este año, que hoy se cumple, el agua ha dejado de ser una substancia desleída. Ahora, más bien, es un elemento transportador. Mi actitud ha cambiado, en este cuaderno las palabras no se disuelven como lo hacían en mi cajón, porque en el blog os he encontrado a vosotros: muchas veces ángeles y siempre lectores.
Hoy soplo mi primera vela, con ilusión infantil y con todo mi agradecimiento.

10 comentarios:

Dyhego dijo...

BLIMUNDA:
¡Felicidades!
Salu2.

Alejandro dijo...

Muchas felicidades, Blimunda. El segundo año pasará volando... y con él se irá la disculpa de que aún llevábamos pañales.

Blimunda dijo...

Muchas gracias Dyhego, tus comentarios me han ayudado en momentos críticos y tienes el don de saber aparecer, por aquí.
Hoy un beso y un trozo de tarta.

Blimunda dijo...

Gracias Alejandro, desde el principio llevas siendo uno de esos ángeles.
La verdad es que yo pensaba que no sería capaz de mantenerme, sí, sería cosa del pañal. Al menos, ya he dado los primeros pasos.

Besos y petunias.

Jesús Cotta Lobato dijo...

Felicidades, Blimunda. Qué bien que las palabras escritas en el agua queden para siempre grabadas en plata.

Dyhego dijo...

BLIMUNDA:
Gracias. Acepto con golosinería máxima esa tarta.
No sabía yo que tenia esos "poderes" que mencionas. Gracias de nuevo.

Blimunda dijo...

Muchas gracias, Jesús.
Sí que sois de plata, todos vosotros, apareceis y desapareceis como mariposillas plateadas dejándome vuestro aleteo metido muy adentro.
Y tú ,en particular, me apadrinaste muy pronto con tu enlace como solo saben hacer los ángeles de este mundo.
Un beso y gracias, otra vez.

Blimunda dijo...

Dyhego muchas veces te he encontrado sólo a ti cuando esta playa estaba desierta, o cuando tardaban en llegar los comentarios aparecía Dyhego con una sonrisa y una palabra cercana.
Gracias a ti, siempre.

(Estaba buena la tarta ¿A que sí?)

C dijo...

Felicidades Blimunda, por este año lleno de terrones de azúcar disueltos en el agua de tu prosa. Saluda, de mi parte, a tus mariposas. Todos mis deseos de que continuen volando por el cielo abierto de tu creación. Gracias.

Besos, prosas y versos.

Blimunda dijo...

Querido C: siempre hay un chorreón generoso de creatividad en tus comentarios, esos que me honran, esos que me traen el corazón del hermano.
No esperaban tal atención mis mariposas y tenías que haber visto cómo han aleteado en tu nombre.

Cuida tu corazón y gracias vagamundos.

 
Licencia de Creative Commons
Escrito en el agua by Marisa T. Gracia is licensed under a Creative Commons Attribution-NonCommercial-NoDerivs 3.0 Unported License