lunes, 30 de abril de 2012

Las amapolas son a la jaula

Las amapolas son a la jaula lo que las golondrinas a un jarrón con agua, ambas desfallecen hasta el ahogo como peces que arrancaran de su campo o de su cielo líquido, bocanadas que buscan el mar del color y de las alas.

8 comentarios:

CLOCHARD dijo...

Querida Blimunda:

En cierta manera todos nos hemos sentido, alguna o muchas veces, esa amapola o esa golondrina, y por dificil que se ponga el panorama merece la pena continuar en la lucha por conseguir el encuentro con el mar del color y las alas.

Besos, prosas y versos.

Alicia María Abatilli dijo...

Golondrinas y amapolas, pueden hacerse una sólo en tu poesía.
Un abrazo.

Blimunda dijo...

Por todo lo que saben tus huesos de vuelos y campos silvestres, sé que lo comprendes.
Salud y un beso.

Blimunda dijo...

Gracias Alicia, tus pinceladas son siempre un lujo.
Un abrazo.

Dyhego dijo...

Blimunda:
Tienes razón: hay seres que no están hecho ni para la jaula ni para el jarrón.
Salu2.

Blimunda dijo...

Me alegra coincidir contigo, Dyhego.
Y nisiquiera las especies que sobreviven en un jarrón o en una jaula deberían de estar ahí. Creo yo.

Salud y un abrazo.

Tournesol dijo...

Con lo bonitas que están las amapolas en el campo!!!estoy contigo Blimunda.
Besos y Feliz día de la madre.

Blimunda dijo...

Gracias Toutnesol. creo que son las flores silvestres que más me gustan.
Besos, besos.

 
Licencia de Creative Commons
Escrito en el agua by Marisa T. Gracia is licensed under a Creative Commons Attribution-NonCommercial-NoDerivs 3.0 Unported License